¿Ir al cine sin máscara? A AMC le parece bien
  • Josep Parera

¿Ir al cine sin máscara? A AMC le parece bien

AMC Theatres ha anunciado que reabrirá 3/4 de sus cines en Estados Unidos... pero a diferencia de otras cadenas y otros países, no obligará a sus clientes a llevar máscaras en los estados y condados donde no sea obligatorio.

/AMC

La decisión de AMC Theatres de no obligar a que los espectadores que vayan a sus cines en Estados Unidos lleven máscaras para "no entrar en controversias políticas" ha causado una notable polémica en el país.

Ayer, la cadena, que se está enfrentando a una considerable crisis financiera que la está situando al borde de la bancarrota, anunció que a finales de julio tiene previsto abrir prácticamente todos sus cines en EEUU tras el cierre de los mismos el pasado mes de marzo a causa de la pandemia.

La primera fase de reapertura terminará el 15 de julio, cuando alrededor de 450 complejos de los 600 que tiene en aquel territorio estén en marcha.

Si todo continúa según el plan inicial, el día 24 de julio Disney estrenará Mulán... aunque este sigue siendo uno de los grandes misterios del negocio de la exhibición en estos momentos.

El silencio de la corporación ante Mulán, que sí está promocionando la reapertura de sus parques en todo el mundo, es, como mínimo, sospechoso.

AMC Theatres espera tener todas sus pantallas operando al cien por ciento el 31 de julio, cuando se estrene Tenet, de Christopher Nolan.

Por supuesto, AMC seguirá ciertos protocolos de distanciamiento social y seguridad higiénica, pero en aquellos estados y condados de EEUU donde no es obligatorio llevar máscaras, permitirá que sus clientes no se las pongan en el interior de la salas.

Los empleados, no obstante, estarán obligados a ello y a tomarse la temperatura varias veces al día.

Los cines de AMC venderán máscaras a un dólar para quienes las soliciten.

El plan de reapertura de salas en Estados Unidos está siguiendo un proceso similar al español: primero están reabriendo los cines independientes o de cadenas pequeñas, mientras que las corporaciones o empresas de mayor impacto en cuanto a número de salas y pantallas se están esperando hasta julio, cuando empiecen a llegar las películas de las multinacionales, para reiniciar sus proyecciones.

Mark Zoradi, principal dirigente de Cinemark, otra cadena de cines en EEUU, aseguró que uno de los cambios más evidentes estas próximas semanas será una más larga permanencia para filmes como Mulán y Tenet, teniendo en cuenta la falta de producto.

Por otro lado, ayer se confirmó que esta semana no reabrirán los cines en Los Ángeles, lo que ha supuesto otro jarro de agua fría para los propietarios de cines independientes o de pantalla única que esperaban poder volver a tener espectadores en sus salas durante los próximos días.

Una vez más, esta decisión no afecta a las grandes cadenas que se están esperando hasta julio para volver a poner en marcha sus proyectores.

AMC es propietaria o posee parte de compañías de exhibición alrededor del mundo como General Cinema Corporation, Gulf States Theaters, MegaStar Theatres, Loews Cineplex Entertainment, Magic Theatres, Star Theatres, Kerasotes Showplace Theatres, Starplex Cinemas, Carmike Cinemas, UCI & Odeon Cinema Group y Nordic Cinema Group.

A su vez, la corporación china Wanda Group posee un porcentaje mayoritario de acciones de AMC.

Wanda Group es propietaria de la cadena de cines española Cinesa.

Cinemark, por su parte, tiene sede en Texas, y es propietaria de las salas con su nombre y también Century Theatres, Tinseltown USA, CinéArts y Rave Cinemas en EEUU y Taiwán.

Por cierto, este noviembre se pone fin al acuerdo Decreto de Consentimiento Supremo que en 1948 se firmó en Estados Unidos y que impidió, a partir de ese momento, que los estudios fueran propietarios de salas de cine, para que así no llevaran a cabo prácticas monopolizadoras del mercado.

El gobierno de Donald Trump actuó el año pasado contra esta regulación que fue abolida por el Departamento de Justicia en noviembre y será anulada completamente este próximo noviembre.

¿Qué significa? Por ejemplo, Disney o Warner Bros. podrán comprar o construir nuevos cines y limitar que sus películas solo se proyecten en esas pantallas, eliminando así la opción para otros exhibidores, especialmente los más pequeños, a que se beneficien de su catálogo.

Habrá que ver cuáles serán los primeros pasos de los estudios, pero una primera víctima podría ser AMC Theatres, cuya crisis financiera y enorme presencia territorial la harían un objetivo claro de un estudio como The Walt Disney Co.

De hecho, hace unas semanas ya se habló de un teórico interés de Amazon por adquirir la cadena que, de momento, ha quedado en eso, interés.

Fuentes: Variety, Deadline

#cines #coronavirus

  • White Facebook Icon
  • Blanco Icono de Instagram

Aviso legal                    |                    Política de cookies

© 2020 por Imágenes de Actualidad. Proudly created with Wix.com

ImagenesOnline forma parte de varios programas de afiliados de marketing
y recibe comisiones de las compras hechas a través de los enlaces a sitios de los vendedores.